// está leyendo...

Mundo

Voz de China: Una potencia creciente con una misión de paz

BEIJING, 10 abr (Xinhua) — China no tiene ninguna base militar en el extranjero, pero cuando los civiles, chinos y de otros países, aguardaban con esperanza escapar de la guerra a la paz, la armada china llegó.

En un período de 12 días, buques de guerra chinos sacaron de Yemen, país devastado por la guerra, a 629 nacionales chinos y 279 ciudadanos extranjeros. Estos buques fueron como confiables arcas de Noé y llevaron tanto a chinos como a extranjeros a tierras seguras.

El éxito de la misión demuestra la creciente presencia internacional del país y su fuerza para asumir la responsabilidad de mantener la paz.

En los últimos años se ha registrado un rápido incremento en la fortaleza de China y en su poder suave.

Ante las nuevas amenazas a la seguridad ajenas a los campos de batalla, China está puliendo sus habilidades en los ámbitos económico, político, militar y cultural, entre otros.

Como una muestra de su poder suave, el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura propuesto por China y las iniciativas de infraestructura y comercio internacionales de "la Franja y la Ruta" son bienvenidas por muchos países. El banco y las iniciativas beneficiarán a los vecinos de China e incluso al mundo entero.

El incremento del poder suave es acompañado del poder duro: una creciente fuerza militar.

Los años de esfuerzo están rindiendo frutos. El mundo quedó impresionado con el despliegue de fuerza militar china para evacuar de Libia en 2011 a miles de ciudadanos chinos.

El 26 de marzo comenzó una campaña aérea en Yemen que condujo a la suspensión de todos los vuelos comerciales en los aeropuertos de ese país, con unos pocos aeropuertos abiertos a los aviones fletados.

A pesar de la extrema dificultad para la evacuación de Adén debido al intenso intercambio de fuego, la armada del Ejército Popular de Liberación (EPL) ofreció oportunamente la ayuda más necesaria.

Las misiones de rescate representan un examen que China debe aprobar antes de convertirse en una potencia.

Además de recibir el agradecimiento de los nacionales de otros países a bordo de los buques, los ministros de Relaciones Exteriores de Alemania, Polonia, Pakistán y Japón también expresaron su sincera gratitud a China.

Como un país decidido con la eficiencia para respaldar estas decisiones, China está asumiendo más labores en el mantenimiento de la paz mundial y en la respuesta a los desastres y las crisis.

La armada del EPL ha llevado a cabo misiones humanitarias incluyendo patrullajes contra la piratería en el golfo de Adén y el suministro agua potable a Maldivas.

China también se ha convertido en el mayor aportador de elementos de mantenimiento de paz de entre los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU.

Como se ha señalado a menudo, China, el más grande país en desarrollo, se concentrará en el desarrollo nacional. Si el mundo abre los brazos para aceptar una China más fuerte, ganará más de lo que perderá.

Fuente: http://spanish.xinhuanet.com/photo/…