// está leyendo...

América Latina

Chile y el Terremoto

Chile: Manipulación de Masas a destajo frente a la Desgracia

Después de ocurrido el terremoto, la madrugada del 27 de Febrero, los Medios de Difusión Masiva nacionales no han hecho más que profundizar los niveles de manipulación que existen y que son usados para determinada ocasión para tener una respuesta favorable a los intereses de una pequeña minoría en posiciones de Poder. Es por ello que las Masas no han sido “alimentadas” con otra cosa que no sean historias de símbolos (individuales o grupales), héroes o con graficar el tamaño de la destrucción, y ahora último con suspiros de “recuperación”.

Hay que señalar claramente que Chile no está en el suelo, ni mucho menos, como inteligentemente nos lo da a entender la propaganda burguesa a través de sus instrumentos o canales de “comunicación”.

Existen zonas, gravemente afectadas –eso es cierto-, pero Chile no está en el suelo.

Una cosa es lo que está pasando en las zonas más afectadas y otra cosa es lo que pasa en los lugares apartados de las zonas más afectadas. En las zonas poco afectadas la situación es de cierta normalidad, pero existe el interés, a través de los instrumentos pertinentes, de querer ver a la propia zona como gravemente dañada o más bien queriendo exagerar la nota; o queriendo acoplarse a lo que dictan los Medios de Difusión Masivos a nivel nacional.

Y la impresión que se tiene de las zonas más afectadas por el terremoto es la de como si todo estuviera en el suelo y que la gente que sobrevivió vive prácticamente en la calle. Pero todo ello a modo general. No muestran más allá de la destrucción o la desgracia humana.

Es cierto que muchas familias lo perdieron todo, pero también es cierto que muchas familias, un considerable número me atrevo a decir, tuvieron la fortuna de no perder mucho en cuanto a sus “propiedades” o elementos tangibles o materiales, porque la verdad es que toda esa gente ha perdido mucho en cuanto a servicios básicos (agua, luz, etc), libertades (toque de queda), trabajo, etc. Y esa parte es uno de los mayores problemas junto con el asunto de la “reconstrucción”, que vamos a ver hasta qué punto esa tan bonita palabra tendrá su función.

Cuando se habla de “reconstrucción” ¿se está hablando de reconstruir viviendas dignas para nuestro pueblo o sólo se habla, más bien, de reconstruir estructuras estatales, castrenses y estructuras de la Gran Empresa?

Logros de la Manipulación de Masas

1- Se ha avalado a nivel nacional la presencia militar y, por tanto, el “Toque de Queda”. ¿El día de mañana se habrá de ejercer para cuando nuestro pueblo quiera recordar o expresar su descontento? ¿Habrán de sacar a los militares y con “toque de queda” incluido, para las fechas emblemáticas de expresión popular, como lo pueden ser un 29 de Marzo (Día del Joven Combatiente) o un 11 de Septiembre? ¿Se ejercerá la fuerza militar para cuando el pueblo Mapuche ejerza control sobre territorios usurpados?

2- Se ha logrado despertar en las Masas el sentimiento nacionalista y patriotero a través del espíritu de “Solidaridad”. Frases del tipo: “Arriba Chile”, “Chile se levanta”, “Fuerza Chile” o “Chile ayuda a Chile” se han logrado instalar en todo el territorio chileno. La pasada “Teletón”, fue la máxima expresión de manipulación masiva, donde la hipocresía de las clases dominantes danzaban su “gran generosidad” frente a las Masas, haciéndoles creer a las masas que son muy “buenos tipos” con la gente que ha caído en desgracia.

3- Con la utilización deliberada de héroes, símbolos y destrucción se ha logrado silenciar los problemas existentes con los allegados, los desempleados, los despedidos, los endeudados; o la injusticia, por ejemplo, en la cual se encuentran los trabajadores que son despedidos o los propietarios que se sienten estafados por la mala construcción de sus viviendas. ¿Dónde está nuestro pueblo que lo siguen escondiendo? Nuestro pueblo no es el niño o los llantos de una madre que vivió la desgracia de perderlo todo. Nuestro pueblo no es el carabinero o militar que han hecho de “héroes” o “ejemplos” para que… ¿las Masas puedan imitar o puedan ver la “humanidad” de “nuestros” uniformados?

Talcahuano

Quien haya tenido el privilegio de estar en una de las zonas más afectadas como Talcahuano, donde además del terremoto hubo un tsunami, podrá constatar que el abastecimiento de comida ha sido regularizado, no así el abastecimiento de agua.

Talcahuano, para que sepan muchos, no tiene agua potable desde ocurrido la catástrofe. La gente tiene que, en muchos casos, esperar camiones cisternas para proveerlos de agua y en otros casos, como en la emblemática e histórica población Libertad, la gente debe sacar agua de pozos hechos por los mismos pobladores al calor de los terribles acontecimientos. Y aún hoy podemos ver familias pasando la noche en pequeños cerros, por temor a un nuevo tsunami. Las réplicas son constantes. Y la gente va a trabajar con cierto temor, sobre todo las madres, por no tener más remedio que dejar a sus seres queridos en sus hogares.

También se podría constatar que la presencia militar es bienvenida en Talcahuano, o por lo menos es aceptada sin reparos por la población. Y es que, en todo caso, la gente no está preocupada por la presencia militar, ya que lo primordial ahora es satisfacer las necesidades básicas, dar o encontrar solución a los problemas que más aquejan a la población. Pero la presencia militar existe y está allí para recordar que la propiedad privada está resguardada por ellos, y en ningún caso para resguardar la “propiedad” de los pobladores. Porque eso mismo es lo que las poblaciones suponen, de que los militares están allí para que no haya “turbas” de otras poblaciones y vayan a saquear sus “propiedades”.

Y no es para menos. Ocurrido el terremoto no tardaron los Medios de Difusión Masiva en meter miedo a las poblaciones, emitiendo comunicados erróneos de gente anónima y no tan anónima, de que “turbas” de “x” población se iban en contra de “x” población para saquear sus “propiedades”, y al mismo tiempo se podía saber todo lo contrario: de que esas “turbas” amenazantes se estaban sintiendo amenazadas por supuestas “turbas” que, en el anterior ejemplo, no eran amenazantes.

Los rumores dentro de las poblaciones jugaron un rol importante en beneficio quizá de la Gran Propiedad Privada que en esos momentos no contaban con un instrumento de control como lo es el Toque de Queda y los militares. Y qué mejor que inyectar miedo en las poblaciones para verse en la necesidad de organizarse para cuidar sus propias y pequeñas “propiedades”, mientras el Poder del Estado se organizaba para cumplir fielmente su verdadera función: resguardar los intereses de las clases acomodadas o la Gran Propiedad Privada. ¿Nos podría extrañar el enterarnos de que esa “modalidad” (poblaciones contra poblaciones) pudo replicarse en otras partes además de Talcahuano?

Imaginemos el grado de protección que se les dio en las zonas no tan afectadas ¿qué fue lo que se vio realmente a las afueras de cada supermercado cerrado o medio abierto, luego de ocurrido la tamaña catástrofe? ¿Podemos ahora imaginar el grado de protección en las zonas más afectadas? Es cosa de ver a los militares en las calles o la implantación del Toque de Queda: no es, y no ha sido en ningún caso, para resguardar a los ciudadanos, como se nos quiere hacer creer.

Los Saqueos

Las imágenes de saqueos con la cual fuimos bombardeados por los Medios de Difusión Masiva dieron la oportunidad para las clases dominantes ejercer cierta presión y obligar a sacar a los militares e implantar el “Toque de Queda” en las zonas más afectadas.

¿“Que hubieron saqueos”? Sí, eso no lo podemos negar. Pero ¿qué uno puede esperar después de un terremoto más un tsunami y los negocios de almacenamiento cerrados?

Si le agregamos desesperación al miedo no esperemos a las personas sentadas o con los brazos cruzados, y menos ver a una sociedad a la cual se la ha educado en aquello de “aprovechar las oportunidades”.

¿“Que en los saqueos la gente sacó comida o elementos de emergencia? No hay duda. ¿“Que la gente en los saqueos sacó lavadoras, televisores “plasmas”, licor, que no eran tan necesarios”? Sí, no hay ninguna duda. Pero como dijera una compañera en Talcahuano (Cecilia) “¿Qué podemos esperar, si eso es lo que ha fabricado esta sociedad consumista e individualista?”.

Que la gente haya tomado ciertos elementos que no vengan al caso, sólo podría ser el reflejo de una sociedad enferma por el consumo y el individualismo, el cual es sumergido (a las clases oprimidas y explotadas) por un sistema económico inmoral como el capitalista.

Teorías distractivas en boca de inteligencias dudosas

¿Cuál es el afán de buscar apresuradamente la “quinta” pata al gato? ¿Es que no sabemos dimensionar el tamaño de estupidez, al pensar o insinuar que el terremoto y posterior tsunami en territorio chileno sería producto del “famosito” proyecto HAARP? ¿Esa es la nueva y “brillante” teoría de nuestros respetables camaradas porque lo dijo según una estructura supuestamente “ajena” a los intereses norteamericanos como lo es una tal “flota rusa del norte”? Pero claro, la “fuente” de la “noticia” es según EFE, una fuente muy “respetable”.

Es más ¿Hay alguien que pueda tener un link con dicha “noticia”? ¿Por qué a través del buscador propio de EFE no podemos dar ni siquiera con un tal “HAARP” o una tal “flota rusa del norte”? Ah, “no quieren que se sepa”, ¿verdad? ¿Acaso desde ahora en adelante cada fenómeno de la naturaleza lo deberemos vincular al “famosito” HAARP? ¿Desde ahora en delante deberemos negar la existencia de las expresiones violentas de la Naturaleza? ¿Acaso la Placa de Nazca ha sido una farsa? ¿Nuestra naturaleza en territorio chileno no se expresó violentamente en 1960 y 1985, aquello fue inducido?

Pero este tipo de teorías no nos extraña. La ignorancia la podemos ver en todas partes. Desde el niño que cree en un “Santa Claus” (viejito pascuero) o el adulto que cree en un tal Dios.

Que el terremoto en Chile algunos crean que haya sido producido por un tal HAARP, sin duda que lo habrá. Como también lo habrá los que crean que los “OVNIS” tienen algo que ver con el terremoto en Chile. Los “niños” creen en los “OVNIS” y los “adultos”, con mente más “elevada”, creen en las “capacidades” del HAARP. ¿Existe alguna diferencia entre unos y otros? Gracioso sería verles las caras cuando este tipo de personajes defienden sus creencias. Tan convencidos están, que sus creencias las atesoran como algo único y que los hace muy “especiales”, diferentes al resto. Y quienes creen en lo que ellos creen, los hace sentir no estar solos. ¿Tú eres uno de ellos?

La Amenaza Silenciosa

El actual gobierno de Derecha, tal como lo hubiera hecho el saliente gobierno de la Concertación, se preocupa de dar a conocer cifras de muertos o desaparecidos, pero ¿cuáles son las cifras hoy de personas o familias allegadas, de desempleados, de endeudados, de despedidos, de personas que quedaron con sus hogares gravemente dañados y que re-huyen a sus silenciadas demandas? ¿Cuáles son las cifras de personas que hoy están viviendo de la mera “Solidaridad”? ¿Cuáles son las cifras de niños y jóvenes que hoy están sin un lugar para estudiar? ¿Cuáles son las cifras de jóvenes que hoy quedarán sin poder estudiar por no cumplir con la “solvencia” que se requiere para poder acceder a la educación?

Pues el peligro que representan los militares en las calles todavía no es dimensionado por la población que cree que es más bien para resguardar los “intereses de la población” con respecto a otras poblaciones.

Pero el propósito real de los militares podría quedar al descubierto si pudiera existir una creciente ola de organizaciones populares y políticas que en un momento dado se dejaran caer con fuerza respecto a las demandas inmediatas de la población afectada por el terremoto-tsunami.

Si las organizaciones político-revolucionarias, que por lo general venían funcionando menguadamente, no saben aprovechar el momento en donde se necesita imperiosamente del trabajo de organización, entonces las demandas populares serán silenciadas ordenadamente. Hay que tener presente que existen numerosos allegados, desempleados, deudores, etc. Y como organizaciones político-revolucionarias debemos ser capaces de saber organizar y canalizar cada uno de los problemas que aquejan a nuestro pueblo.

Los problemas ya están allí. ¿“No tenemos un catastro de desempleados, deudores, allegados, etc”? Pues entonces hagámoslo. Las zonas más afectadas tienen las condiciones suficientes para que la organización nazca o se vea más fortalecida. ¿Por qué se cree que el Gobierno puso a los militares? ¿Por una “turba de saqueadores”? ¿Dónde están los saqueadores ahora? ¿Todavía siguen los militares porque existe la “amenaza” de que vuelvan los “saqueadores”? ¿Por qué en las poblaciones marginales como la población Libertad, de Talcahuano, tienen que meter a los militares a patrullar sus calles en pleno día? ¿Cuál es el peligro que representa la población Libertad? ¿Por qué tiene que ser una población marginal?

Ya existen avances a nivel poblacional, en cuanto a organización. El impacto de la catástrofe hizo que se conociera al vecino y saliéramos un poco de nuestra individualidad. Pero la organización no podemos enfocarla meramente a las demandas de cierta población. Hay que tener la suficiente inteligencia para traspasar los límites de una población y sumar el trabajo junto a otras poblaciones. Sólo así podrían tener el peso suficiente las demandas populares y ser escuchados por lo que se denomina “la autoridad”.

No obstante, la ausencia de un trabajo político-ideológico dentro de esas mismas organizaciones sólo podría traer el desvanecimiento progresivo, a futuro, de esas organizaciones. Por tanto, es indispensable el trabajo político-ideológico si lo que buscamos al final son cambios estructurales.

Identificadores personales
Enlace hipertexto:

¿Un mensaje, un comentario?

3 Firmas

Fecha Nombre Mensaje
13 de marzo de 2013 logiciel emailing site web
26 de septiembre de 2012 rand site web
11 de febrero de 2011 comzbalistoy site web